Artículos bienestar Tips

Cómo vestirte para tu bienestar

Nosotros pensamos que la moda se puede utilizar para el bienestar. Hay muchas formas en que la moda y la creatividad pueden impulsar una vida más positiva y satisfactoria. 

Es muy sencillo imaginar que la moda puede contribuir a tu alegría personal al menos temporalmente, pero puede requerir esfuerzos adicionales para generar una felicidad sostenible y un impacto social a partir de ella.

Empezamos este viaje con el momento de asombro, ese momento exacto que desafía nuestra comprensión y entendimiento del mundo. La moda, al igual que la música, es una de las primeras responsables de este tipo de sentimientos. Nuevas colecciones, nuevos diseños y toda la experiencia que vivimos a través de la moda, definitivamente modifica la forma en que solíamos percibir no sólo la forma de vestir sino también cómo la usamos. ¡Tenemos que dejar que las nuevas creaciones nos sorprendan!

Hoy en día el principal predictor de la felicidad en nuestra sociedad es la interacción social, las relaciones sociales. La ropa nos conecta con otras personas de una manera muy especial. Creamos relaciones con los demás a través de la forma en que se visten, antes de reconocer quiénes son. Esto no significa que debemos juzgar, sino permitir que la forma de vestir de las personas sea un canal de conexión, adoptando la aceptación y la diversidad como un buen comienzo para nuevas relaciones.

Siempre sonreír es y será la mejor manera de comenzar un momento y de ahí un camino feliz. La forma en que te vistes afectará tu día, así que es mejor que comiences con una sonrisa, mires tu guardarropa y elijas lo que sea perfecto para ti ese día. Recuerda que cuando te sientas triste o deprimido, es posible que no tengas la energía para poner tanto esfuerzo en vestirte o expresarte a través de tu vestimenta. Usar una carita sonriente o un mensaje positivo en una camiseta puede hacer el trabajo por ti, y definitivamente te ayudará a levantar tu espíritu mientras también inspiras a otros con esta onda positiva.

Los propósitos mejoran la forma en que conducimos nuestras vidas y son un motor de felicidad. Nos ayudan a entender que no se trata sólo de la ropa, sino del significado que crees que puede tener tu ropa o tu estilo. No es lo que hacemos, sino por qué lo hacemos. No uses algo sólo porque esté de moda, sino porque significa algo. Elige tu atuendo reconociendo quién lo hizo, los materiales, el mensaje, la misión y la visión detrás de él. Intenta añadir carácter y significado a cada prenda de tu armario.

La atención plena nos permite comprender qué llevamos puesto, por qué lo llevamos puesto y de dónde viene. La próxima vez que vayas de compras, sé consciente de la experiencia y explora los materiales, estampados y colores de cada pieza que te llame la atención. De esta manera sentirás cuán especial puede ser este simple acto de compra y cómo puedes disfrutar de lo que adquieres como si se tratara de una obra de arte única.

La gratitud y la compasión hacen de la moda algo que trasciende desde los aparador hasta el mundo real. Cuando parte de los ingresos de lo que compras va a una buena causa, o en épocas de limpieza de primavera decidas regalar tu ropa a los menos afortunados, serás el primero en recibir los beneficios de la dopamina y la oxitocina que proviene de hacer algo bueno y que ayuda a los demás, lo cual mejora tu estado de ánimo y tu disposición a ser feliz.

Leave a Comment

Your email address will not be published.

You may also like

Read More